Saltar al contenido

Colisión trasera

Colisión trasera de autos

Las colisiones traseras entre vehículos constituyen uno de los tipos más frecuentes de siniestros automovilísticos, tanto en las autopistas y carreteras como en las calles de la ciudad. Y es por tal razón que debes estar preparado y saber determinar quién es el responsable en un accidente de esta naturaleza, para minimizar el estrés, la molestia y los gastos adicionales, que la situación podría generar.

Los accidentes viales suelen ocurrir en el peor momento: cuando se tiene prisa por llegar a algún lugar

Una colisión trasera se define como aquella en la que un vehículo que está detenido o en movimiento es impactado, inesperadamente, por el auto que viene atrás. Y a menos que, justo en el momento estés mirando por el espejo retrovisor, la sorpresa será muy grande y desagradable. No obstante, nadie está exento de que esto le ocurra.

¿Qué implica una colisión trasera?

El problema más serio, relacionado con tales accidentes, suele ser el proceso de determinar por qué sucedió; así como, quién asumirá los gastos de reparación de los vehículos y recibirá las sanciones legales. También, en casos más extremos, será necesario asignar el pago de las cuentas médicas, si alguien resultara herido.

Sin embargo, no debes angustiarte sino ocuparte de contactar a un experto que defina lo antes posible tu situación. Y aquí, podemos decirte que cuentas con nosotros. Somos un grupo de abogados especialistas en accidentes vehiculares, con:

  • Experiencia de muchos años en el tema y
  • Amplia capacidad para analizar y dar una respuesta rápida a tu problema.

De acuerdo a nuestra vasta trayectoria, en el mayor porcentaje de los casos, el responsable de la colisión trasera resulta ser el conductor del auto de atrás. Esto se atribuye al hecho de que, todos los ciudadanos que manejan deben ir concentrados en la vía, sin desatender lo que sucede a su alrededor, para que si se presenta alguna contingencia puedan frenar a tiempo.

Pero, no siempre es así y si te ves envuelto en una situación como la descrita, aquí estamos para ayudarte a resolverla. Nos basaremos para ello en testimonios, técnicas de reconstrucción de accidentes, vídeos (si hay cámaras de seguridad cercanas), informes de la policía y hasta en imágenes tomadas por ti o por los testigos del siniestro.

Concentración al conducir

Mantener una concentración total cuando manejamos ayuda a evitar las colisiones

Recomendaciones para evitar las colisiones traseras

He aquí algunos consejos que debes aplicar cuando estés tras el volante:

  • Mantener una distancia prudente entre tu vehículo y el que está adelante. Más que una indicación esta es una exigencia legal, cuya medida dependerá de las leyes que apliquen en cada región.
  • Evitar el uso del móvil mientras conduces. Sin excusas, porque así sea “manos libres” constituye una fuente de distracción.
  • Respetar los límites de velocidad establecidos. De esta forma tendrás tiempo de parar, una vez que detectes que el auto de adelante va más despacio o ha dejado de avanzar. Pero, si tu rapidez es excesiva, corres el riesgo de no poder detenerte antes de colisionar.
  • Mantener tu vehículo en buen estado. Revisa constantemente neumáticos, sistemas de luces y de frenos. Esto ayudará también a evitar colisiones y accidentes de otros tipos.

¿Bajo cuáles condiciones el conductor de atrás no es responsable?

Participa en la evaluación que hagan los expertos de quién es el real responsable de la colisión trasera

Cabe destacar que, aunque en la gran mayoría de las colisiones traseras el chofer del auto posterior es el responsable, también hay sus excepciones. Y, es allí donde la pericia de los abogados que analicen el caso cobra la máxima relevancia. Algunas de estas particularidades son:

  • El chofer del auto de adelante retrocede, sin percatarse de que atrás tiene otro vehículo.
  • Las luces de frenado del auto de adelante no encienden y, por ende, el conductor del vehículo que le sigue no se percata de que redujo la velocidad o se detuvo. Esto tiene mayor incidencia si ha caído la noche.
  • El pavimento tiene grasa o alguna sustancia aceitosa que impide que el vehículo posterior frene adecuadamente.
  • Falla en los frenos del auto, siempre y cuando esta sea asociada a un defecto de fabricación.
  • El automóvil posterior, a su vez, ha sido víctima de una colisión trasera y es empujado bruscamente hacia adelante. Esto se conoce como “efecto dominó”.
Mantenimiento del auto

Un programa de mantenimiento continuo a tu auto puede salvar vidas

Colisiones múltiples o efecto dominó

En este caso, la resolución del problema es más compleja. El juez que presida el tribunal, podría considerar, por ejemplo, que todos los involucrados fueron negligentes al no respetar las ordenanzas de distanciamiento prudencial entre los autos.

Por lo tanto, es fundamental que reúnas todas las pruebas posibles, para así comprobar tu inocencia ante la colisión trasera. Nuestros abogados expertos en accidentes automovilísticos seremos tus perfectos aliados en esta misión, y te ayudaremos aun si resultas ser culpable. De la misma manera, puedes consultarnos ante cualquier otro tipo de siniestro vial.

Colisiones múltiples efecto dominó